TJUE: Los límites de los ERE se ceñirán al centro de trabajo y no a la empresa

Parte del estatuto de los trabajadores en España ya no sirve, según elTribunal de la Unión Europea (UE). La corte, con sede en Luxemburgo, ha estimado este miércoles que la definición de despido colectivo contemplada en la ley española es contraria a las normas comunitarias e insta al Gobierno a modificarla. A partir de ahora, las compañías españolas deberán tener en cuenta el centro de trabajo —y no la empresa, como hasta ahora— como referencia para activar el denominado despido colectivo.

En su sentencia publicada este miércoles, el Tribunal recuerda que cuando una empresa incluye varias entidades, el centro de trabajo es la entidad a la que se hallan adscritos los trabajadores afectados por el despido. La aplicación de la empresa como unidad de referencia tal y como estaba llevando a cabo España “obstaculiza el procedimiento de información y consulta establecido en la directiva”, lee la sentencia de tres páginas.

De esta forma, los trabajadores afectados se verán más protegidos al alcanzar más rápidamente el umbral necesario (que varía según el caso) para aplicar el despido colectivo. “El hecho de que sólo se tenga en cuenta la empresa en su conjunto puede perjudicar al trabajador porque puede suponer que no se pongan en marcha los mecanismos de protección porque no se alcance ese umbral numérico”, según explica una portavoz del mismo Tribunal.

El fallo se refiere al caso de un trabajador de la empresa Nexea –del grupo mercantil Correos– y con dos centros de trabajo situados en Madrid y Barcelona en los que trabajaban, respectivamente, 164 y 20 trabajadores. En diciembre de 2012 fueron despedidos por causas económicas 13 trabajadores del centro de trabajo de Barcelona, entre ellos el denunciante. Éste impugnó su despido por considerar que Nexea había eludido fraudulentamente la aplicación del procedimiento de despido colectivo, obligatorio en virtud de la legislación de la UE.

La ley española entiende por despido colectivo cuando, en un período de 90 días, la extinción del contrato afecte al menos al 10% del número de trabajadores de la empresa en aquellas que ocupen entre 100 y 300 trabajadores. Tomando ahora como referencia el centro de trabajo, y no la empresa, el porcentaje de despidos sí alcanzaría ese 10% mínimo por lo que se puede considerar despido colectivo tal y como lo entiende Bruselas.

No obstante, el Tribunal de Justicia señala que en el caso del denunciante los despidos no alcanzaban el umbral de aplicación establecido en la ley española para la empresa (Nexea). Añade que, dado que durante el período de que se trata el centro de trabajo de Barcelona no empleaba más de 20 trabajadores, tampoco se alcanza el umbral de aplicación establecido en la directiva. En consecuencia, la directiva no es aplicable a este caso.

Aunque en apariencia se trata sólo de una modificación menor —se sustituye el término empresa por el de centro de trabajo—, se trata de una decisión con un gran significado para los trabajadores. Hasta ahora, las empresas no han considerado despidos colectivos a muchos despidos que se han llevado a cabo por no haber llegado al umbral del 10% necesario ya que la totalidad referente era la empresa en su conjunto. Al considerarse ahora el centro de trabajo y “regionalizar”, según el Tribunal, el centro de referencia, es más fácil alcanzar el umbral mínimo para ser considerado despido colectivo. De esta forma, los trabajadores afectados podrán disfrutar de aquellos mecanismos de protección como información, indemnización, período de consultas… En definitiva, una serie de requisitos que “dependen de cada compañía y cada convenio”, señalan desde el Tribunal.

La ley deberá cambiar

Según fuentes jurídicas consultadas, esta sentencia obligará a cambiar la actual ley sobre despidos colectivos .

“Lo que dictamina el tribunal de Justicia Europeo tiene dos efectos inmediatos –explica el socio del departamento de Laboral de Pérez-Llorca–. En primer lugar, el juez del caso recurrido deberá resolver según lo dictaminado por el tribunal europeo. Y, en segundo lugar, el Estado tendrá que adecuar su normativa a la directiva comunitaria que, según el tribunal se ha infringido”.

Si España decidiera no modificar la ley en función de lo recogido en la directiva europea, esto podría conllevar desde multas a la petición de responsabilidad civil al Estado. Desde Empleo aseguraron ayer que acaban de recibir la sentencia y la están estudiando para, tomar la decisión que estimen oportuna.

¿Qué ocurrirá con los ERE que ya se han iniciado?

Que la definición que hace la ley española podía no cumplir con la normativa europea era una duda que existía entre muchos expertos laboralistas. La sentencia aclaró una parte de estas dudas. Pero ahora surge cierta inseguridad con lo que podría ocurrir con los despidos colectivos –también conocidos como expedientes de regulación de empleo (ERE) de extinción–.

El fallo del tribunal de Justicia europeo no es retroactivo, con lo cual no afectará a los despidos colectivos ya cerrados. Sin embargo, Daniel Cifuentes, socio del departamento de Laboral del bufete Pérez-Llorca cree que en los procesos de despidos colectivos que aún están abiertos, las defensas de los trabajadores podrían intentar pedir la nulidad del ERE por incumplimiento de los límites legales para considerarse despido colectivo.

Si bien en este punto, el socio del Área Laboral de Cuatrecasas, Salvador del Rey, duda de que estas demandas puedan darse de forma generalizada. En su opinión, solo podría producirse esta situación si se prueba que ha habido una infracción en el derecho de información y consulta de los trabajadores.

En cualquier caso, ambos juristas creen que la normativa española deberá cambiar. “Al menos matizarse”, precisa Salvador del Rey. ¿Cómo? La vía más rápida, opinan, sería cambiar la referencia de empresa por la de centro de trabajo. Pero se podrían hacer otros cambios, como incluir las dos referencias y que se eligiera la más ventajosa para los trabajadores.

Empleo dice que la sentencia del TUE no afecta a la reforma laboral

Sin embargo, la secretaria de Estado de Empleo, Engracia Hidalgo, ha afirmado que la citada sentencia del TUE, “en ningún caso hace referencia a nada que tenga que ver con la reforma laboral”.

Fuente : El País/Cinco Días

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s